Agosto 9, 2020
Clima
20°c Máxima
20°c Mínima
Dólar
Compra 0.00
Venta 0.00
Euro
Compra 0.00
Venta 0.00

Khar Reyes García, primer transplante en el sector privado

IMPULSO/Alonso Pérez/Metepec

En el Hospital del Espíritu Santo se registró el primer transplante de riñón fuera del sector público, el cual le regreso a Khar una esperanza de vida, joven de 30 años que se enfrentó a la muerte al ser diagnosticada con deficiencia renal crónica.

Después de unos días de depresión, cuando le informaron que sus riñones trabajaban entre cinco y 10 por ciento, se buscaron alternativas para salvar su vida.

Apostada en la cama del Hospital Espíritu Santo, Khar, de 30 años, desliza una sonrisa y dice: “Todo salió bien gracias a Dios”. Khar recuerda que exactamente hace un año celebró su boda y días después le comunicaron que sus riñones registraban una operación de entre cinco y 10 por ciento, por lo que requería con urgencia de un trasplante renal.

La noticia le generó a ella y a sus seres queridos un gran número de interrogantes; afortunadammente, su etapa de depresión duró unas cuantas semanas, ya que su fortaleza y activismo se impusieron.

En la misma sintonía estaban los familiares, que de inmediato se empezaron a “empapar” de temáticas relacionadas con la enfermedad y, a la brevedad, las propuestas, acciones y consultas surgieron.

“No sabía nada de la enfermedad, era muy ignorante y poco a poco me fui enterando de todo lo que significaba y de las soluciones”, comentó a IMPULSO.

Contadora de profesión y autoproclamada como una mujer activa, Khar confirma que su problema renal le cambió la vida.

Tras la intervención encabezada por Marcos Escalona Delgado, médico cirujano de alta especialidad en trasplante renal, puede asegurar que Dios le otorgó otra oportunidad que por ningún motivo va a desperdiciar, pues desde ya se convirtió en una activista en pro de la concientización de los trasplantes, ya que hay una gran demanda y pocos donadores.

La donación de riñón a Khar provino de un cuerpo cadavérico que empataba perfectamente con su perfil médico, el “hallazgo” del órgano activó todas las capacidades del Centro Nacional de Trasplantes y personal del Hospital Espíritu Santo.

A través de la página de Facebook UnidosPorKhar, logró hacer sinergias con un gran número de habitantes del Valle de Toluca y otras latitudes del interior y fuera del país, pues empezaron a seguir su estado de salud y, sobre todo, a financiar la intervención a través de micromecenazgo por internet.

Al respecto, Escalona Delgado explicó que, para que Khar llegara a la sala de alta especialidad del Hospital Espíritu Santo, tuvieron que pasar un gran número de circunstancias favorables.

Detalló que se registró una reunión del Comité de Especialidad en Trasplantes para poder realizar la intervención, requisito establecido por la normatividad; también se demostró que todo el equipo del Hospital cumple con los más altos estándares y su personal cuentan con licencias de trasplantes, a lo que se suma un equipo especializado de laboratorio.

El especialista precisó que el Hospital Espíritu Santo cuenta con las instalaciones idóneas para realizar este tipo de intervenciones y se ubica como uno de los más accesibles de la zona.

“No es un hospital caro, las personas pueden acceder al servicio, prueba de ello es que la familiar de la paciente procedió a realizar diferentes actividades para recaudar fondos y lo lograron”, celebró.

Las etapas

Los pacientes sujetos a un trasplante de riñón deben contar con un estado de salud relativamente estable, no cualquier paciente puede ser sometido a un trasplante, Khar fue sometida a evaluaciones de anemia, enfermedades cardiacas, exámenes de control en general, de cáncer, de infecciones.

Escalona Delgado precisó que hay dos tipos de donaciones: de donador fallecido y de donador vivo; en ambos casos, teóricamente, las posibilidades pueden ser infinitas, en la realidad, son pocas las personas vivas que se pueden convertir en donadores y, en el caso de los donadores sin vida, un elevado porcentaje no precisa o da instrucciones a sus familiares para que algunos de sus órganos puedan ayudar a otras personas.

Son cientos los pacientes que están en lista de espera del Centro Nacional de Trasplantes, afortunadamente, Khar estaba en esa lista desde hace algunos meses, fue así como se logró la donación del órgano.

Al respecto, el doctor Escalona precisó que uno de los riñones fue para otro paciente, al igual que otros órganos.

Por lo anterior, dijo, el personal del Centro Nacional de Trasplantes realiza un titánico esquema logístico, pues, en ese tipo de casos, los órganos de un cuerpo se desplazan en menos de 12 horas a diferentes hospitales públicos y privados.

La logística se concatena con el arribo del órgano al Hospital, ya que, una vez en el quirófano, inicia otra etapa: el transplante.

¿Para qué se registre un trasplante se tiene que verificar una cadena de milagros?

“Son incontables porque hay una gran cantidad de personas y de recursos científicos involucrados en los trasplantes exitosos, como el que realizamos en este hospital”, precisó el médico Escalona Delgado.

Etiquetas: