Febrero 24, 2020
Clima
31°c Máxima
25°c Mínima
Dólar
Compra 0.00
Venta 0.00
Euro
Compra 0.00
Venta 0.00

En un museo, la Academia resguardará la memoria fílmica del mundo

Renzo Piano, el arquitecto italiano y ganador del Premio Pritzker quien ideó la obra que buscará resguardar la memoria fílmica del mundo

Agencia SUN/LOS ÁNGELES, Cal

 “Uno spazio per la gente”, sugiere Bill Kramer, el director del Academy Museum of Motion Pictures. La referencia es de Renzo Piano, el arquitecto italiano y ganador del Premio Pritzker quien ideó la obra que buscará resguardar la memoria fílmica del mundo en este sitio que prometen abrir este año.
El primer museo creado por la Academia encargada del Premio Oscar todavía no ocupa sus galerías, pero abrió sus puertas a la prensa para presumir la primera obra visible: la arquitectura del italiano que ya rompe con la horizontalidad de la ciudad de Los Ángeles.
La estética industrial del edificio recuerda al Centro Pompidou del propio Piano, uno de los sitios culturales más visitados de París, algo que esperan se replique en la ciudad californiana, no tan habituada a proyectos fuera del entretenimiento, reconoce el director.
“Los Ángeles es una ciudad joven comparada con Nueva York, DC o Boston, pero es importante que se sepa que la comunidad cultural aquí está en ebullición: los artistas gráficos, las instituciones culturales, todo eso hace que realmente LA esté en el mapa. Esto no pasaba hace 10 años”, afirma.
En cifras Renzo Piano pensó en aprovechar 300 mil pies cúbicos, de los cuales 50 mil serán parte de galerías, un centro educativo y dos salas de cine. Todo detrás de un cilindro de baldosas doradas que data de 1939, una construcción icónica en la zona que el Premio Pritzker decidió respetar.
El espacio absorbe la luz californiana en largos cristales que dividen dos edificios con puentes transparentes, lo que genera una especie de gran pantalla que invita a mirar hacia arriba. Las galerías, que albergarán proyectos fílmicos y proyecciones, son oscuras y brindan siempre una sensación de estar en el umbral de una función de cine.
Memoria fílmica
Las exhibiciones del primero de cuatro pisos conmemorarán la historia del cine, dedicadas a celebrar momentos significativos en la industria. El siguiente nivel exhibirá la historia del Oscar y otra galería se dedicará a mostrar la manera de hacer filmes, desde la edición y maquillaje, hasta la estructura musical.
Una más explorará la ciencia ficción y la fantasía. Destacarán algunos objetos de la época previa al cine actual, como proyectores y cámaras; además de equipo de sonido y edición a lo largo del siglo 20. También habrá diseños y accesorios de películas como “El mago de Oz” (1939), “Chinatown” (1974), “Tron” (1982) y “Frida” (2002). Se incluirá también una variedad de objetos utilizados en filmaciones como “Casablanca” (1942), “Tiburón” (1975) y “Las crónicas de Narnia” (2005). Además de materiales de promoción y memorabilia, así como decenas de estatuillas del Oscar que han sido donadas a la Academia por las familias de algunos ganadores.
Las galerías contarán con curadurías especiales, que pueden incluir a los propios realizadores.
“Habrá muchas historias creadas por los propios artistas, descubriremos mucho de las cintas y sus creadores en un sentido dinámico. Anunciaremos exhibiciones y verán trabajos de mexicanos, españoles y otros artistas latinoamericanos que los representarán. Al estar en Los Ángeles estamos comprometidos a mostrar eso”, detalla Kramer.
Las primeras dos exposiciones temporales ya se anunciaron: una dedicada al animador japonés Hayao Miyazaki y otra a la historia del cine negro de 1900 a 1970.
El edificio secundario incluye una esfera flotante que ofrece una vista de Los Ángeles, desde el Museo Getty hasta el letrero de Hollywood, construida con mil 500 paneles de vidrio traídos de Austria. El director considera que esta idea de Piano se inspira en la experiencia cinematográfica y una visión particular de la ciudad que da vida a miles de historias.
“Renzo imaginó un edificio muy limpio con espacios y materiales que conectan entre sí. Es como una gran piazza (plaza) en la que todos podrán conectar; todo te da la sensación de amplitud, luz y sombras. Además de una gran terraza de película”, detalla Kramer.
Debajo de la esfera panorámica se halla un cine con capacidad para mil personas que estará reservado para eventos especiales y que cuenta con espacio para orquesta. Será capaz de proyectar filmes en 35 mm, 70 mm y digitales, además de películas de nitrato. Otro cine más pequeño, con capacidad para 288 personas, está ubicado debajo de los dos edificios y mostrará cintas de manera constante.
La colección se conformará en gran parte del acervo de la Academia ubicado en la Biblioteca que poseen en esta ciudad (Margaret Herrick Library), que cuenta con 12.5 millones de fotografías, 270 mil filmes y videos, 85 mil guiones, 65 mil pósters, 133 mil piezas de producción; además de mil 700 colecciones especiales de leyendas del cine como Cary Grant, Hattie McDaniel y Alfred Hitchcock.
Entre los artículos a exhibir también destacan curiosidades como notas de producción, correspondencia personal, contratos, manuscritos y storyboards. El proyecto es apoyado por distintos personajes como Barbra Streisand (uno de los puentes de cristal lleva su nomrbe), Tom Hanks, Steve TisCh, Bob Iger y la empresa mexicana Cinépolis, de la mano de Alejandro Ramírez Magaña.
“La idea es celebrar el pasado y el presente, pero también nos imaginamos el futuro. Es un legado. Algo que podrán recordar muchas generaciones”, dice Kramer.

: El edificio secundario incluye una esfera flotante que ofrece una vista de Los Ángeles, desde el Museo Getty hasta el letrero de Hollywood, construida con mil 500 paneles de vidrio traídos de Austria

: En cifras Renzo Piano pensó en aprovechar 300 mil pies cúbicos, de los cuales 50 mil serán parte de galerías, un centro educativo y dos salas de cine. Todo detrás de un cilindro de baldosas doradas que data de 1939