Noviembre 29, 2021
Clima
20°c Máxima
18°c Mínima

Continua búsqueda de dos personas desaparecidas

Van 140 horas de búsqueda para rescate de víctimas por el desgajamiento del cerro El Chiquihuite

Julio César Zúñiga Mares/ Toluca

Foto Arturo Hernández

Al actualizar la información sobre el desgajamiento del Cerro del Chiquihuite, en Tlanepantla, el subsecretario General de Gobierno, Ricardo De la Cruz Musalem, calificó de muy complicada la operación que están realizando para rescatar los cuerpos de las dos personas que aún se encuentran en calidad de desaparecidos tras el siniestro.

Luego de que el cuerpo de la menor Mía Mayrín de tres años, fue rescatado y reconocido, sólo continúan en calidad de desaparecidos su hermano Jorge Dilan, de cinco años, junto con su madre Paola Daniela Campos, de 22 años, que al parecer aún se encuentran sepultados bajo los escombros y con un suelo muy inestable.

Al respecto, el funcionario estatal destacó que los equipos de búsqueda y rescate, en un gran esfuerzo por encontrar los cuerpos, han rebasado hasta en un 200 por ciento lo que establecen los protocolos internacionales que decretan suficientes 72 horas de búsqueda, mientras que en este caso van 140 horas de búsqueda para el rescate hasta este momento y contando.

“El problema persiste y es inminente un deslizamiento en la parte de arriba donde están los fracturamientos; llevamos 142 viviendas notificadas para su evacuación, de las cuales el sesenta por ciento ya están evacuadas; el día de hoy se estarán restableciendo mesas de información particularmente para estas personas y así seguir hacia adelante”, abundó.

De la Cruz Musalem aseguró que han tenido acercamientos con los familiares de las personas aún desaparecidas para hacerles saber que se está realizando un proceso diferente con maquinaria, pues no hay otra forma humanamente posible para retirar las enormes piedras de hasta 300 toneladas de peso; y ante la urgencia y deseperación de estos, por encontrar los cuerpos para darles cristiana sepultura, recordó que los manuales que existen para búsqueda y rescate en su mayoría son para estructuras colapsadas.

“Aquí son partes de una montaña, la posibilidad de vida exponencialmente va reduciéndose con las horas y ya llevamos más de 140; además, con la recuperación del cuerpo de la niña, detectamos mucha más inestabilidad”, apuntó.

En este sentido, señaló que los ingenieros están colocando costales de arena de tonelada y media que han permitido una mayor estabilidad en la parte baja; sin embargo, admitió que en la parte alta el apuntalamiento es muy frágil, aunque no es lo que preocupa, pues lo preocupante es la parte fracturada porque la inestabilidad cambia día a día, estamos en temporada de lluvia muy alta y siempre expuestos a un sismo.

“Entre los equipos de búsqueda y rescate, está el de la Marina, la SEDENA, la Guardia Nacional, Protección Civil estatal, Protección Civil del municipio y SUEM; cada componente que entra, está integrado por ocho personas y uno o dos caninos; también cuentan con equipo de búsqueda y rescate tecnológico que incluyen cámaras de penetración para evitar más tragedias humanas”, concluyó.

Informaron que ingenieros colocaron costales de arena de tonelada y media que han permitido una mayor estabilidad en la parte baja de la zona afectada.