Julio 30, 2021
Clima
17°c Máxima
16°c Mínima

Alertan por incremento de obesidad infantil

ISSEMyM señala que 33% de niños de 5 a 11 años la padece; UNICEF señala como causa principal la alimentación, 63% de los menores consumen botanas y 86% consumen bebidas dulces.

Guadalupe Rosas Suárez/Toluca

El sedentarismo, el consumo de alimentos chatarra y bebidas endulzantes se incrementaron durante el confinamiento y agudizaron, de manera alarmante, el problema de la obesidad infantil, que ya padecía un tercio de los menores entre 5 y 11 años, alertó Héctor Horacio DelenaÁvila, especialista del Instituto de Salud del Estado de México y Municipios (ISSEMyM).

“Debemos revertir esa tendencia y tomar decisiones desde casa. La obesidad nos creará una pandemia más grave que la que enfrentamos en la actualidad”, porque serán poblaciones cada vez más jóvenes las que tengan enfermedades crónico-degenerativas como: diabetes, hipertensión y cardiovasculares.

Según los especialistas, México se encuentra en primer lugar en sobrepeso y obesidad infantil a nivel mundial y aunque en la actualidad no se tiene una medición, es evidente que el cambio de hábitos por el confinamiento elevará la estadística, porque en muchos hogares la alimentación no es la ideal.

El director Clínica Regional Santiago Tianguistenco del ISSEMyM, subrayó que anteriormente, los menores desayunaban raciones cortas y una fruta, comían bien y tenían mucha actividad física, social y mental. Además, estaban alejados de otros problemas psicológicos que ahora enfrentan como la ansiedad, depresión y hasta el miedo a que les hagan bullying porque están “gorditos”.

La UNICEF refiere que el 33% de los menores tienen problemas de obesidad, en gran medida se debe a la alimentación, ya que el 63% de los niños entre 5 y 11 años consumen botanas y el 86% consume bebidas endulzantes, pero a esta situación hay que agregar el sedentarismo y la sicosis que les ha provocado la falta de sociabilización con otros compañeros.

“Están sujetos a un sedentarismo permanente”, insistió el doctor Horacio Delena, al exhortar a los papás a favorecer la actividad física en sus hijos, porque lo único que hacen es ver tabletas, televisión, celular o jugar videojuegos, además que cambiaron su tiempo de dormir y el problema se está haciendo más grave, ya que en corto tiempo tendremos una complicación grave de enfermedades cardiovasculares.

La solución está en un trabajo integral entre los padres de familia, la escuela y los servicios de salud para evitar estas complicaciones, porque si en los adultos existen dificultades serias con el problema del sobrepeso, en los niños es más grave porque apenas están creciendo y después de cinco años se vuelve crónico e irreversible.

“Tenemos gran preocupación por la vigilancia y desarrollo de los niños”, enfatizó el doctor tras señalar que existe un programa prioritario para atender a los menores, pero no se está funcionando porque la población no asiste con la frecuencia que lo hacía antes de la pandemia.

La solución está en un trabajo integral entre los padres de familia, la escuela y los servicios de salud para evitar complicaciones  graves por enfermedades cardiovasculares.